Los vecinos del Mar Menor muestran su indignación al paso de la Vuelta Ciclista

La indignación por el Mar Menor sale a la calle al paso de la Vuelta ciclista URQUÍZAR

La Policía tuvo que desalojar a decenas de personas que habían hecho una sentada en mitad de la calle

LA OPINIÓN

Agentes de la Policía Nacional han desalojado a los vecinos de protestaban en el kilómetro 1 de La Manga. Vecinos y asociaciones ecologistas han salido a las calles de los municipios ribereños este sábado para aprovechar las cámaras que inmortalizan la Vuelta ciclista a España y reivindicar medidas para el Mar Menor, tras los seis días con apariciones de miles de peces muertos en la orilla de las playas.

Durante los últimos días los vecinos han ido organizándose para movilizar al mayor número de gente posible. Pedían que las concentraciones fueran pacíficas, así como que se acudiera con pancartas, banderas negras y prendas oscuras para visibilizar el «ecocidio» que está sucediendo en el ecosistema.

Decenas de personas habían hecho una sentada en mitad de la calle en el kilómetro 1, de tal modo que el tráfico rodado estaba cortado. Los agentes, en previsión de que los participantes de la Vuelta recorran esa zona en breve, han comenzado a levantar a la gente.

Vecinos que se han concentrado en diversos puntos del recorrido de la Vuelta han criticado que las cámaras de la prueba deportiva no ha mostrado imágenes de las protestas que se encontraban a ambos lados de la carretera por la que circularon los ciclistas.

Concretamente en Los Urrutias, cientos de personas se han reunido, ataviadas con prendas oscuras, carteles y banderas, para manifestar su indignación por el estado del Mar Menor. Varios vecinos han mostrado su indignación con la realización de TVE en la Vuelta ya que «el helicóptero ha ido mostrando imágenes en plano cenital de las calles, pero al llegar a Estrella de Mar han empezado a mostrar la zona de Cabo de Palos». Denuncian que han impedido que «España vea el problema que tenemos en el Mar Menor. Habíamos hecho pintadas en el asfalto y en las terrazas para que la gente lo viera y no han querido que se sepa», lamenta un vecino de la zona.

Finalmente, los ciclistas llegaron a la meta sin incidencias y sin que fuera necesario el desalojo de más vecinos de la calzada. Estos se mantuvieron a ambos lados de la carretera sosteniendo banderas en las que se podía leer ‘SOS Mar Menor’.