Cieza se protege frente a las macrogranjas

El Pleno municipal de Cieza aprobaba el 5 de febrero de 2019 el avance de la modificación puntual nº11 del PGMO de Cieza, que tenía como objeto regular el «uso ganadero». Desde entonces, el expediente, que fue remitido a la CARM, ya ha recogido todas las aportaciones y recomendaciones de los distintos departamentos de la Administración regional, por lo que el texto será debatido en pleno extraordinario este jueves, día 26 de noviembre.

El concejal de Urbanismo, Antonio Martínez-Real, y Francisco Saorín, concejal de Obras han comparecido este miércoles en rueda de prensa subrayando que, a su juicio, se trata de «un importante trámite que va a permitir que Cieza proteja su patrimonio, sus valores y su economía (especialmente la agricultura y el turismo de floración, así como el desarrollo industrial del municipio)».

En la modificación que se pretende realizar, se endurecen las condiciones para la instalación de granjas intensivas, siendo más benévolos con las granjas de mínima densidad; de la misma manera, se establecen radios de distancias con zonas de interés que se quieren proteger, «lo que elimina la posibilidad de instalar macrogranjas en zonas que se consideran estratégicas para el desarrollo de nuestra ciudad, ya sea por su importancia agrícola, por ser zonas de tránsito de turistas o por estar cerca a lugares de alto interés patrimonial o paisajístico».

En estos momentos, hay tres peticiones de licencia para macrogranjas de cerdos que, con el próximo acuerdo de pleno, quedarían en fase de suspensión.

Finalmente, los ediles también han comentado estar siguiendo muy de cerca los acontecimientos en municipios colindantes «para trabajar en la misma línea protegiendo nuestro territorio, a todos nuestros vecinos y vecinas y a la economía de Cieza».

Cieza se protege frente a las macrogranjas - 1, Foto 1