Un juzgado investiga las condiciones en que se cumple el confinamiento en una residencia de ancianos de Murcia

La denuncia de la hija de una residente contra la Consejería de Salud, el IMAS y la residencia puede plantear, según su abogado, una causa general que podría acabar con el Estado ante los tribunales internacional

El juzgado de instrucción número 2 de Murcia ha abierto diligencias por un presunto delito de detención ilegal para investigar las condiciones en que se cumple el confinamiento derivado del estado de alarma en una residencia de ancianos ubicada en esta ciudad.

La denuncia que ha dado origen a estas actuaciones judiciales la ha presentado el abogado murciano José Luis Mazón, en nombre de la hija de una residente, contra la consejería de Salud, el Instituto Murciano de Acción Social (IMAS) y la propia residencia. Mazón cree que se puede plantear una causa general contra la gestión de las residencias de ancianos en esta crisis, que podría acabar con el Estado español ante los tribunales internacionales.

De momento, el juzgado se ha dirigido a la Consejería y a la residencia para que le informen respecto a si alguno residente o trabajador ha dado positivo en el contagio del coronavirus y sobre el régimen de visitas y confinamiento que se aplica en la misma.