LOS ALCAZARES/ Antes de decidirse conviene reflexionar, sin dejar de mirar atrás.

Reportaje fotográfico

MORENTE

Los máximos responsables del Grupo Municipal Popular van a salir del gobierno local  por la puerta grande -salvo que fallen los pronósticos- camino del puente de plata, al que ya me referí el pasado 24 de abril,  con las manos sucias de tanto manosear un espacio de dominio público urbano, un paseo en zona peatonal ajardinada, cuyo uso y función residencial han transformado a la fuerza en industrial molesto, dejando constancia de su predilección vergonzante y descarada por una actividad muy concreta del sector servicios, despreciando los derechos de los residentes y del resto de ciudadanos. Han gestionado a la brava.

El Ayuntamiento de Los Alcázares, gobernado por el PP, bajo el manto protector del Gobierno y la Asamblea Regional, más la inoperancia del Defensor del Pueblo y el Congreso de los Diputados,… ha campado a sus anchas y hecho cuanto le ha venido en gana, con  altivez,  prepotencia y altanería,  en el Residencial Nuevo Principado.

CALIDAD DE VIDA

Por tercera vez desde 2011 el PP trata de vender a sus conciudadanos un proyecto de gobierno centrado en: empleo, libertad, progreso y futuro. Lo de siempre. Puro marketing electoral. Hasta ahora les ha salido bien dos veces, mejor la primera que la segunda y, con toda seguridad,  no habría una tercera si los mayores propietarios de viviendas en Urbanizaciones –segunda residencia− votasen aquí.

Incautos inversores acudieron a Los Alcázares a comprar lo que les vendieron en Nuevo Principado: calidad de vida, y se dieron de bruces con altos impuestos (muy superiores a los de su residencia habitual) sin contrapartidas. El dinero de estos vecinos nutre las arcas municipales durante todo el año y el GMP lo administra a su antojo, incluso bonificando actividades comerciales que dificultan su bienestar, que interfieren en su vida ordinaria dentro y fuera de sus viviendas.

Nuevo Principado es Jauja para la hostelería callejera permanente, gracias a la conjunción de la Ley Antitabaco, que después comentaré, con un Ayuntamiento infradotado en buen criterio, saber hacer y respeto a la legalidad. Estamos ante una infraestructura urbana de alto nivel, costeada mayormente por los residentes y cedida a terceros a “bajo precio”, por obra y gracia del Grupo Municipal Popular.  Premio al último que llega, con bonificaciones de impuestos,  y castigo a quienes apostaron por la urbanización y cumplen religiosamente. El mundo al revés.

EXPLOTACIÓN PRIVADA DEL DOMINIO PÚBLICO URBANO

Estos abusos contra los derechos de los ciudadanos no deberían producirse, pero son el pan de cada día. Los políticos ponen a prueba la paciencia de los residentes. Suele suceder que, cuando un vecino se harta de suportar agravios y denuncia la situación ante los Tribunales de Justicia, los responsables políticos se achantan, se hacen los locos y tratan de cargar  las culpas en las espaldas de los técnicos municipales. Por otra parte,  los medios de comunicación “tradicionales” solo informan de los casos que llegan a los Tribunales, pero no se interesan en absoluto durante el proceso de gestación de las situaciones de conflicto. El expolio continuado del Nalón, desde hace diez años, todavía no ha llamado su atención.  

La labor de destrucción desplegada para invadir, usurpar, colonizar y explotar económicamente un espacio que pertenece a un residencial, y que es para disfrute de todos, no está amparada por la legalidad. No señor. No hay Decreto, Ordenanza, Norma o Ley, en nuestro ordenamiento jurídico que lo permita. Sin embargo el EXPOLIO, cometido con fines comerciales privados, permanece y se acrecienta año tras año, cada vez más y peor, para pública vergüenza y como recordatorio de que hay políticos, en este caso del Partido Popular, que no son de fiar. No son dignos de confianza.

LEY ANTITABACO, ANSIA COMERCIAL Y AFÁN RECAUDADOR

Noticia publicada el 06.05.2018. Texto íntegro en la HEMEROTECA: «Hay que ver el partido que se está sacando en Los Alcázares a esta Ley. Para muestra valga el “botón” del Paseo Río Nalón. Los comerciantes allí instalados deben mucho a esta Ley que les ha permitido duplicar o triplicar el aforo de sus establecimientos […]La calle, en sentido amplio, es una fuente de dinero para quienes la explotan en provecho propio, haciendo valer su “necesidad y derechos” ante una autoridad tan incompetente como interesada económicamente, que se olvida del interés general […]La culpa es del  Ayuntamiento por crear falsas expectativas de negocio en los hosteleros que, habiendo conseguido llegar hasta donde les han dejado (por inacción municipal) no están dispuestos a ceder, aunque el trato de favor que están recibiendo suponga un agravio comparativo para su propio sector, en el que hay establecimientos sin posibilidad de “construir” falsas terrazas como las suyas […]Los comerciantes han invertido su dinero en asentamientos (no estamos hablando de sombrillas, mesas y sillas que se retiran a diario) en medio de la calle, hasta tal punto que los espacios cerrados (y cubiertos) generados los consideran de  su propiedad y uso exclusivo […]Los hosteleros, paso a paso, poco a poco, se van adueñando de lo que es de todos: LA CALLE, para explotarla exclusivamente en su propio beneficio, mediante el correspondiente “peaje” al Ayuntamiento. La Ley Antitabaco les mostró el camino a seguir y ellos lo aprovecharon […] ¿Dónde se ha visto semejante salvajada para cambiar el uso de una calle?  Solo en Los Alcázares.  Y presumen de ello. Y la prensa regional tradicional ni se entera»

LA RESTITUCIÓN, EN SU CASO, QUEDA PARA EL NUEVO GOBIERNO LOCAL

Sea quien sea el partido político que las urnas designen para regir el municipio, durante los próximos cuatro años, recibirá una herencia maldita, tanto que, cuando intente poner orden en tamaño desatino, deberá soportar la presión de los hosteleros y sus razones, sobradamente conocidas, sobre el impacto económico negativo si retiran las instalaciones, si las reconducen a un número y ocupación razonables, sin tentar al destino en lo que se refiere a situaciones de riesgo y emergencias que planean sobre aglomeraciones incontroladas.

Nadie respeta –empezando por el Ayuntamiento− a quienes no pueden disfrutar de las viviendas e infraestructuras de su urbanización en las condiciones que les ofrecieron los promotores, tal y como hacen quienes viven en otros lugares del municipio. Compraron coches de lujo y ahora van subidos en carros. Todo el mundo tiene derecho a ejercer una actividad comercial productiva, para mantener su economía familiar y empresarial, los hosteleros callejeros también, pero allí donde proceda, donde sea lícito, donde no interfiera en la vida ordinaria de los demás. Paseos, plazas y aceras, habilitados para comedores al aire libre –incluso con talas masivas y podas agresivas-  son muy rentables para algunos, pero el dominio público urbano es de y para todos, no para beneficiar a unos pocos, incluido el propio Ayuntamiento.

COMENTARIOS AL REPORTAJE FOTOGRÁFICO

Sugiero ver la fotos una a una, reparando en los comentarios que incluyen. Ante estas imágenes sobran explicaciones y justificaciones. Resumen lo que dejan tras de sí unos pésimos gestores municipales, que se han lucido a su modo y manera, convirtiendo dos espacios urbanos únicos: un paseo y una calle entre edificios de viviendas, en algo para lo que no fueron concebidos: área industrial molesta y estacionamiento para furgones y camiones. Una actuación artera, premeditada y ejecutada en provecho de particulares.

Los que se van han actuado así y quienes aspiran a relevarles no tienen intención de rectificar. En el avance de sus promesas electorales para Los Narejos [prometer hasta meter y, una vez metido, olvidar lo prometido] no dicen ni media de RESTITUIR lo expoliado con fines comerciales, aunque se comprometen, faltaría más, a incentivar y gratificar a quienes se instalen en dominio público urbano, en espacios que pertenecen a todos, reduciéndoles las tasas.

También destaca negativamente en el Paseo Río Nalón, “estrella” urbana de la legislatura, la ausencia de medidas de seguridad, prevención de riesgos y emergencias. Amontonamiento de barracas ancladas al suelo, cableado eléctrico volado, zonas de paso invadidas de mesas, sillas y  enseres diversos, saturación de clientes en momentos concretos, gente circulando por donde puede, sin vías de escape definidas y con gran cantidad de obstáculos a salvar. Milagrosamente todavía no se ha producido ningún incidente grave. No hay que tentar a la suerte, pero los “responsables” no están por la labor. Los negocios son lo primero y después ya se verá. Gobierno Regional, Asamblea Regional y Delegación del Gobierno están al corriente, pero… como quienes oyen llover. Las fotos del reportaje hablan.

A MODO DE RESUMEN

Después del faenón “popular” en el Nalón, los máximos responsables se van de rositas, sin reparar el daño causado. Sin restituir lo expoliado. Sin concluir las obras de señalización en la calle Río Aranguín. Quienes aspiran a relevarles no solo eluden mencionar el problema en su avance de programa electoral, «CONTIGO HACIA EL FUTURO», con el que han buzoneado el pueblo, sino que prometen incentivar la ocupación, invasión, colonización, privatización,… del dominio público urbano, con ánimo de lucro, bonificándoles los impuestos. ¿El futuro? Blanco y en botella.

Ahora, precisamente ahora, es el momento de reflexionar, sin dejar de mirar atrás,  pensando en la que se le puede venir encima a un maltratado vecindario que, para más inri, no puede influir con su voto –la mayoría no están empadronados aquí- en un cambio tan necesario como inaplazable.

Hay una “película” en la filmoteca del PP alcazareño que resume ocho años de legislatura: EL EXPOLIO. Consumación de un abuso. El reportaje fotográfico muestra algunas imágenes subtituladas, incluida la que sirve de cabecera. Los alcazareños y quienes votan en Los Alcázares entenderán ahora el mal concepto que tienen de su municipio los propietarios de segunda residencia. No es seguro invertir en esta zona del municipio, ni son fiables los mal llamados servidores públicos, que no se dan por enterados ante quejas y denuncias, especialmente los “buscafotos de arriba” que se dejan caer por aquí de tarde en tarde.

HEMEROTECA

05/07/2018 «El Ayuntamiento se somete a intereses hosteleros en dominio público y desprecia a los residentes»

http://newseuropa.es/los-alcazares-el-ayuntamiento-se-somete-a-intereses-hosteleros-en-dominio-publico-y-desprecia-a-los-residentes/

17/06/2018 «Instalaciones hosteleras provisionales desmontables a diario y barracas permanentes, adosadas en hileras, en dominio público»

http://newseuropa.es/los-alcazares-instalaciones-hosteleras-provisionales-desmontables-a-diario-y-barracas-permanentes-adosadas-en-hileras-en-dominio-publico/

06/05/2018 «Desde la Ley Antitabaco tanto monta, monta tanto, el afán recaudador municipal como el ansía comercial en la vía pública»

http://newseuropa.es/los-alcazares-desde-la-ley-antitabaco-tanto-monta-monta-tanto-el-afan-recaudador-municipal-como-el-ansia-comercial-en-la-via-publica/

08.05.2017 «Hermanamiento lucrativo entre la Ley Antitabaco y las Ordenanzas Municipales sobre ocupación de la vía pública»

http://newseuropa.es/los-alcazares-hermanamiento-lucrativo-entre-la-ley-antitabaco-y-las-ordenanzas-municipales-sobre-ocupacion-de-la-via-publica-2/