Detienen a cuatro personas por 11 robos con fuerza entre Murcia y Almería

La Guardia Civil no descarta esclarecer nuevos hechos delictivos en base a los objetos recuperados en la vivienda de los arrestados

Como resultado de la investigación desarrollada por la Guardia Civil desde finales del pasado mes de febrero, en el marco de la operación ‘Bullterrier’, se ha detenido a cuatro personas, entre ellas un menor de 17 años de edad, como presuntos autores de 11 delitos de robo con fuerza en las cosas, hechos llevados a cabo en almacenes, cabezales de riego, cortijos, casas de campo y domicilios ubicados en localidades del límite provincial entre Almería y Murcia.

La actuación se inició tras tener conocimiento la Benemérita de diferentes denuncias en las que las víctimas informaron de robos con fuerza cometidos en sus propiedades, en los que los autores habían sustraido todo tipo de objetos susceptibles de ser vendidos posteriormente entre particulares, como herramientas, terminales móviles y televisores.

A la información con la que contaba la Guardia Civil hasta el momento, se sumó la obtenida en una actuación de seguridad ciudadana realizada a finales del pasado mes de febrero, cuando la Guardia Civil, junto con la Policía Local de Pulpí, fue a identificar a dos vehículos, un ciclomotor y un quad, que circulaban junto a la rambla Nogalte. El ciclomotor emprendió la huida, pero los agentes lograron identificar a un menor de 17 años como conductor del segundo vehículo. Posteriormente comprobaron que los dos vehículos habían sido sustraídos de dos fincas agrarias cercanas.

Los agentes sospecharon que el menor identificado podía estar relacionado con los hechos delictivos cometidos en las localidades de Pulpí, Puerto Lumbreras y Lorca, por lo que se analizño toda la información obtenida hasta el momento.

Durante este análisis, los agentes comprobaron cómo los autores eran conocedores de la zona, ya que accedían a las fincas utilizando caminos y accesos poco frecuentados, casi siempre por la noche, para sustraer cualquier tipo de efectos.

La Guardia Civil diseñó un dispositivo de vigilancias discretas en la localidad de Lorca, donde consiguieron identificar a cuatro personas, dos hombres y dos mujeres de 17, 19, 25 y 33 años, en relación con los hechos.

En varias ocasiones, los robos se cometían durante pequeñas ausencias de los propietarios, así como en las inmediaciones y casas colindantes a la que residen estas cuatro personas.

A mediados del mes de marzo, se llevó a cabo el registro de una vivienda, donde se localizaron gran cantidad de enseres de diferente índole, herramientas, teléfonos, e incluso una escopeta de caza y gran cantidad de cartuchos, siendo detenidos los cuatro moradores de la vivienda.

Desde ese momento los agentes se centraron en identificar la procedencia de los objetos aprehendidos en la vivienda, y lograron identificar varios objetos procedentes de 11 robos cometidos en las localidades almerienses de Pulpí y Pozo Higuera, así como en las murcianas de La Campana, Lorca, Puerto Lumbreras y La Escarihuela.

La Guardia Civil mantiene abierta la investigación, por lo que no se descartan nuevas detenciones así como que sean investigados los detenidos como presuntos autores de más robos con fuerza.