¡Descubre la gran historia del baile!

Los primeros bailarines de la prehistoria

Si el arte del baile gusta tanto a nuestros compatriotas, es seguramente porque forma parte de nosotros.

El baile en el paleolítico.Da una vuelta por las cuevas del mundo entero para descubrir las antiguas representaciones de bailes.

La existencia del baile remonta incluso a la prehistoria: encontramos, en algunas cuevas europeas, africanas o asiáticas, dibujos que representan a los primeros hombres practicando este arte. Uno de los ejemplos más conocidos es el del Hechicero Bailarín que se encuentra en la cueva de los Trois Frères, en Francia.

Gracias al minucioso trabajo de los arqueólogos contemporáneos, también se han podido encontrar tumbas adornadas con dibujos de bailarines en Egipto e incluso grabados similares en las rocas de Bhimetka, en India, ¡con más de 30 000 años!

Estos grabados son particularmente valiosos para los historiadores. En efecto, el baile se compone de movimientos abstractos, es complejo datas su origen con precisión.

El baile está considerado además como esencial para la evolución de la civilización.

Dado que los primeros hombres no poseían todavía el lenguaje, era el movimiento corporal el que entraba en acción para poderse comunicar. Las tribus podían así reconocerse y establecer vínculos afectivos.

En torno al año 4000 a.C., comienza a aparecer la técnica del baile. Algunos hombres comenzaron entonces a desarrollar los bailes religiosos, incorporando movimientos tales como el espagat, los bailer en pareja o los torneos. Gracias a la simetría de los bailes y a los nuevos enlaces coreográficos, el baile comienza a ser harmonioso.

El arte del baile es por tanto uno de los más antiguos, sin el que nuestros ancestros hubieran tenido dificultades para comunicarse.

Nuestros profesores también imparten clases de tango en Madrid, ¿te interesa?

El baile durante la Antigüedad

Es durante la Antigüedad cuando el baile toma importancia en el seno de las sociedades.

En el Egipto de los faraones, las técnicas de los dibujos evolucionaron, permitiendo a los arqueólogos saber más sobre la práctica de este arte.

En aquella época, los bailarines egiptos demostraban su agilidad subiendo las piernas muy arriba para trabajar su equilibrio corporal.

El ballet en la Antigüedad.Algunas figuras egipcias representan las etapas iniciales de lo que hoy llamaríamos el fouetté.

Aunque el baile fue importante en el antiguo Egipto, fue sobre todo en Grecia donde este arte obtuvo una importancia de primer grado.

Los bailariens de la civilización griega practicaban:

  • Los bailes religiosos,
  • Los bailes dramáticos,
  • Los bailes líricos,
  • Los bailes particulares, etc.

En la Iliada y la Odisea, Homero se basa en los bailes que se practicaban realmente en la civilización griega, sobre todo en el ritual del matrimonio. El baile era ante todo colectivo: los hombres y mujeres se cogían por la muñeca en bailaban en corros.

El baile más popular en la época de la Antigüedad es el baile dionisíaco. En efecto, el arte del baile se veía como una forma de comunicación entre los mortales y los inmortales. El pueblo griego bailaba durante los rituales religiosos en honor al dios Dionisio, aunque el baile también estaba presente durante otros rituales.

En su obra De Saltatione, Lucian de Samosata explica la importancia del baile:


“Los que han hablado con veracidad de su origen, afirman que nación en el mismo momento de la creación de todas las cosas y que es tan antiguo como el Amor, el más antiguo de los dioses”.


El baile tenía múltiples funciones para los antiguos:

  • Comunicar y crear lazos de amistad durante las interacciones sociales,
  • Rogar a los dioses durante las ceremonias oficiales y ritos religiosos,
  • Sanar una herida, sobre todo durante los bailes macabros,
  • Exprsar los sentimientos al sexo opuesto o a su familia.

Cada bailarín antiguo expresaba un sentimiento particular. Las gimnopedias eran bailes lentos y graves que transmitían un sentimiento trágico. La pírrica y la sicinnis, danzas más rápidas, expresaban un sentimiento satírico. La hiporquema y la cordace eran bailes enérgiocos que expresaban la alegría de los bailarines.

Los hombres, mujeres y niños no practicaban siempre los mismos estilos de baile. En efecto, la danza era ante todo una forma de distinguir la condición social, el sexo, la edad y el lugar de origen de los bailarines antiguos.

Como puedes ver, para ser un auténtico profesional del baile, ¡vas a tener que revisar algunos manuales de historia del arte!

Bailar durante la Edad Media

La Edad Media fue un periodo muy ténebre para este hermoso arte que es el baile.

Expresión corporal y baile.En la Edad Media, se bailaba en grupo.

Es especialmente difícil conocer la historia del baile en la época de la Edad Media. Durante siglos, solo los más eruditos (nobles y clérigos) sabían escribir y leer. No existen por tanto muchos escritos sobre la danza en la Edad Media, puesto que solo la practicaba el pueblo llano.

La Iglesia cristiana de la época veía la danza como una actividad poco escrupulosa. Los bailes nocturnos daban lugar a excesos condenados por la Iglesia, que intentaba prohibir simplemente este arte, sin llegar a lograrlo nunca.

Poco a poco, los bailes religiosos comenzaron a desaparecer para dar lugar a nuevas formas de baile.

A partir del siglo VI, el pueblo de Francia inventa estilos de baile alegres, practicados en grupo entorno a un cantante. El baile y la música eran dos actividades indisociables: el pueblo repetía el estribillo del cantante mientras bailaban a su alrededor.

¡Aun en el siglo XXI, se puede aprender a bailar las danzas medievales!

En escuela de baile, conservatorio, con clases particulares de baile o en un centro nacional de danza: muchos profesores dominan este tipo de bailes medievales. Para hacer una iniciación a la danza medieval, ¡no hace falta ser un profesional del baile, en absoluto!

En efecto, la danza medieval se enseña en una atmósfera alegre y distendida, con clases a dúo o durante una clase de baile para niños y adolescentes. La lección de baile medieval permite revisar los pasos y aprender una coreografía al tiempo que descubrimos una parte de la historia.

¿Por qué no asistir a clases con un coreógrafo? Si vives en la capital, encontrarás muchos anuncios de clases de baile Madrid sobre Superprof.es

El arte del baile en la época moderna

Es en el siglo XVIII cuando aparece un baile bien conocido para los bailarines profesionales: ¡el ballet!

Las bailarines de Degas.Las jóvenes de la nobleza tomaban clases de ballet clásico.

El baile clásico era muy popular en Francia y en Italia. Jean Baptiste Lully contribuyó a dicha popularidad, gracias a sus composiciones, interpretadas en la corte real, así como en la Ópera de París. Gracias al entusiasmo que provocaban estos espectáculos, el ballet se convirtió en un medio de comunicación durante el régimen político, para transmitir un mensaje sutilmente.

A menudo, se utilizaban máscaras para privilegiar la expresión corporal de los bailarines.

Los trajes de los bailarines hacían que los artistas se sintieran más libres, sentimiento que también buscan los neófitos en nuestros días. El calzado y la ropa ayudaban a acentuar la armonía del cuerpo, surge entonces la postura de puntillas.

Durante siglos, las bailarinas fueron una figura emblemática de la cultura del ballet (una de las más célebres será Marie Taglioni), a veces en detrimento de los bailarines masculinos.

En la misma época, algunos bailarines descubren los bailes cultos, constituidos por coreografías complejas y difíciles de memorizar. Con un tempo rápido, los artistas debían demostrar una inteligencia y una concentración impecables para poder ejecutar los movimientos a la perfección. Los bailes cultos estaban reservados a una élilte; hoy en día son accesibles a todos, gracias a las clases particulares de baile y a los numerosos festivales anuales de bailes cultos.

Descubre algunas de las citas más hermosas sobre el arte de la danza.

Practicar el baile de la época contemporánea

En el siglo XX comienza a aparecer el baile tal y como se practica hoy en día.

Algunos coreógrafos, deseosos de alejarse de la reputación de baile “intelectual” del ballet, contribuyeron a popularizar el baile moderno, así como el modern jazz. Mientras que el baile clásico se consideraba más bien una variación de gimnástica en grupo, el baile moderno favorecía la libertad del bailarín como tal.

Desde el siglo XX, las escuelas de baile enseñan estilos muchos más variados que antiguamente:

  • Claqué,
  • Clases de baile deportivo (stretching, zumba, pole dance…),
  • Tango argentino,
  • Salsa cubana o puertorriqueña,
  • Hip hop,
  • Chachachá,
  • Swing,
  • Flamenco,
  • Bachata,
  • Danza oriental,
  • Ragga dancehall,
  • Baile de salón, etc.

Si vives en Barcelona, ¡no dudes en inscribirte a clases de salsa Barcelona o clases de baile Barcelona sobre nuestra página!

Después de la Segunda Guerra Mundial, ¡fue el momento en que el baile contemporáneo se hizo popular!

Incorporando nuevos movimientos de diferentes estilos (jazz, bailes modernos, baile clásico…), el baile contemporáneo juega con el cambio de ritmo y la improvisación de la danza. El bailarín contemporáneo busca ante todo expresar su independencia y su creatividad a través de movimientos a la vez rápidos y lentos, que exigen una gran técnica.

Las asociaciones de baile, las escuelas o los conservatorios de baile y música, proponen clases de baile contemporáneo para todos los niveles, desde elemental a avanzado.

Cientos de profesores de Superprof proponen clases particulares de baile a precios atractivos: ¿por qué no lanzarse?

Además, si te gusta el baile, no te puedes perder las mejores películas sobre el baile.

Si eres Madrileño y deseas tomar clases de salsa Madrid, encontraras profesores apasionados dispuestos a enseñarte sobre la plataforma Superprof.

Deja un comentario

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.